En torno a un millar de vecinos y vecinas han sido atendidos durante el COVID-19 por los Servicios Sociales de Castilblanco

#Bienestar Social #Igualdad 25/06/2020

centro mujer2

Con la entrada en vigor de la nueva normalidad, el Ayuntamiento da a conocer las cifras de las actuaciones realizadas durante el estado de alarma y los servicios de atención vecinal que, a pesar del cierre de las instalaciones, se han continuado prestando de forma telefónica y telemáticamente.

Concretamente nos referimos al Centro de Servicios Sociales con casi un millar de servicios prestados. Entre las llamadas y correos electrónicos atendidos durante las semanas de confinamiento, especialmente destacan las vinculadas a la resolución de prestaciones y otras medidas puestas en marcha por el Ayuntamiento para paliar la situación generada por la pandemia, como son los programas de alimentación, ayudas y becas de comedor escolar.

En este sentido, más de 200 vecinos y vecinas han sido asesorados telefónicamente, habiéndose beneficiado de las ayudas por emergencia social más de medio centenar de familias. También, durante estos dos meses, se han entregado casi 100 vales de alimentación a aquellas personas sin recursos económicos para la compra de productos de primera necesidad.

La atención al mayor ha sido otro de los servicios que no se ha dejado de prestar durante este tiempo a pesar de las circunstancias. Un total de 93 usuarios han continuado beneficiándose de la asistencia domiciliaria gracias a la Ley de Dependencia y al servicio de Ayuda a Domicilio Municipal, habiéndose incluso resuelto varios expedientes, con la incorporación de seis nuevos usuarios.

Unas cifras que se complementan con las intervenciones y actuaciones llevadas a cabo por el servicio de atención a familias y al menor, con un seguimiento a casi 250 familias, la ampliación del programa de refuerzo de alimentación infantil, dándosele cobertura a 32 nuevos menores, cuyas familias se han visto afectadas por la crisis económica del COVID-19, además de los 28 niños y niñas que ya venían beneficiándose de este plan.

Entre otros servicios se han gestionado ayudas económicas y se ha provisto a ciertas familias de material escolar y recursos tecnológicos, con el objeto de que los menores pertenecientes a estos núcleos familiares pudieran continuar con su plan de estudios.

Se ha continuado con el servicio de mediación, un recurso que ha visto incrementada su demanda, ante la situación de confinamiento, velando por el entendimiento de aquellas partes implicadas en algún pleito y del que han hecho uso casi 50 personas.

También y debido a esta situación se ha visto incrementado el servicio de atención psicológica con casi 250 consultas durante estos meses.

 

Por último hay que hacer mención al Centro Municipal de Información a la Mujer, que también durante el confinamiento ha mantenido los servicios de asesoramiento hacia la mujer, así como los seguimientos de casos de violencia de género y protección al menor con más de 300 actuaciones realizadas.

“Distintos recursos al servicio del ciudadano que hemos intentado hacer llegar a todas aquellas familias o vecinos que así lo han solicitado”, tal y como ha comentado la Concejala de Salud y Bienestar Social, Coral Fernández, quien ha resaltado el importante trabajo que se ha realizado desde el Centro de Servicios Sociales y el Centro de la Mujer. “Dos centros ubicados en un mismo espacio, cuyas instalaciones han permanecido cerradas físicamente debido a las circunstancias de la pandemia, pero que paradójicamente han estado más cerca del vecino que nunca, consiguiendo reducir tiempos de espera y resolviendo trámites en cuestión de horas con el fin de responder a las necesidades de nuestros vecinos y vecinas de forma eficaz y fehaciente ante las graves dificultades provocadas por la crisis sanitaria”.